viernes, 14 de noviembre de 2008

Ex libris: la huella personal en los libros

Ex libris Jaromír Bílek Mucho antes de saber lo que era un ex libris ya tenía la costumbre de dejar mi impronta personal sobre cada libro que conseguía. Primero lo hacía del modo más “rústico”, la firma, tan informal, tan poco uniforme; después me regalaron un sello personal, mucho más limpio pero algo insípido (seguía conteniendo sólo mi nombre). Desde hace unos años, y haciendo uso de las fuentes artísticas familiares, confecciono de forma casera ex libris con estampas que renuevo cada tanto. Sin darme cuenta he seguido el camino natural de esta señal de propiedad y ya es una costumbre que he convertido en obligación: ningún libro ocupa mi biblioteca sin recibir antes su ‘marca de fuego’.

Literalmente ex libris significa de entre los libros y con este término nos referimos a las marcas de propiedad (una estampa, una etiqueta o un sello) que se suelen colocar en el reverso de la cubierta de un libro y que incluyen el nombre del dueño o de la biblioteca a la que pertenece el ejemplar. Por lo general, al nombre del propietario lo precede la expresión ‘ex libris’, aunque existen variantes como ‘ex bibliotheca’, ‘e-libris’ u otras menos formales (‘Soy de…’).

Continuar leyendo la nota completa en Papel en blanco...

¿Y vosotros, queridos lectores, marcáis vuestros libros de algún modo particular?


Ex libris Jaromír Bílek, República Checa,1962. Colección de Gian Carlo Torre.

5 comentarios:

Raúl dijo...

Un artículo interesantisimo, Magalí.

Rayuela dijo...

Gracias ;).

Lluís Salvador dijo...

Espléndido artículo, Rayuela.
Cuando niño todavía pude ver la tienda de un artesano que realizaba ex libris. En la Avenida de La Luz (que es la más sombría de las avenidas de Barcelona, al estar bajo tierra). Era algo carísimo, pero los ejemplos que tenía eran bellos, muy bellos. Después, los artesanos desaparecieron. Hoy, con la informática, cualquiera puede hacerse uno. Pero es todo un arte...
Un saludo!

Magnolia de Acero dijo...

Hubo una época en que yo los marcaba con un cuño pequeñito de madera que tenía tallado unas huellas de pies. La verdad es que me siento identificada con ese símbolo tan sencillo. Otros tienen mi nombre manuscrito.

Rayuela dijo...

Mis últimos ex libris han sido dos ilustraciones en b/n hechas por mis padres, dependiendo de la temática del libro en cuestión usaba uno u otro. Ahora quiero renovarlos, buscar nuevas ilustraciones, quizás a color.

¡Saludos!

 
La Rayuela Cosmicómica - © Templates Novo Blogger 2008